Tag Archives: Silicas

Adiós frizz, hola aceite de argán

23 Sep

Image

Cuando tienes el pelo chino la humedad se convierte en tu peor enemigo. La fibra capilar rizada se deshidrata fácilmente y por eso absorbe desesperadamente el agua del ambiente… creando un frizz divino que arruina cualquier peinado en segundos. En mi búsqueda constante de productos para evitar el pelo esponjado, encontré el aceite de argán. Mi amiga Christiane, que siempre me da los mejores tips de belleza, me recomendó Moroccanoil.

El “argan oil” o aceite de argán, se empezó a poner de moda hace unos cinco años; viene del árbol de argán marroquí; es conocido como “oro líquido” y se usa en ese país tanto para cocinar como para cuestiones de belleza desde hace mucho tiempo. El árbol crece en terrenos y climas muy específicos y prácticamente no existe fuera de Marruecos.

Image

La fruta del árbol de argán.

El aceite es extraído a mano por mujeres que forman parte de cooperativas que las protegen a ellas, a la producción y a los árboles. Cada mujer tarda tres días en obtener un litro de aceite, el proceso se hace a mano por eso es tan tardado y el aceite, caro. Dentro del hueso de la fruta hay dos o tres semillas de las que se extrae el codiciado producto.

En occidente “oro líquido” se volvió popular gracias a Moroccanoil, la primera marca que empezó a comercializarlo masivamente como un producto para el pelo. En Marruecos, el aceite se usa también en la piel, ya que la hidrata notablemente y la protege; es muy usado como remedio para que las quemaduras sanen más rápido.

Es verdad que hidrata delicioso el pelo y ayuda a evitar el frizz, pero no sólo en el chino, también el lacio, si ese es tu caso ten cuidado con la cantidad, pues fácilmente se te podría ver el pelo grasoso. En ambos casos (chino-lacio) hay que aplicarlo de la mitad del largo hacia las puntas de preferencia en pelo húmedo, aunque también sirve muy bien si ya lo traes seco.

Moroccanoil: huele delicioso, es difícil de describir: como a vainilla, especias y madera, su aroma se queda durante algunas horas en el pelo. Es espeso pero se absorbe rápidamente, no deja el pelo pesado. Está hecho en Israel y, créanme, en ese lugar sí que saben tratar bien al pelo chino (MX $700). Lo venden en salones de belleza.

El más puro es el de Josie Maran, marca cuyos productos están hechos con aceite de argán puro. Los encuentras en Sephora México.

La mayoría de las formulas no son puras, es decir, contienen aceite de argán pero no especifican la cantidad o concentración; también traen distintos ingredientes que parecen aceite, lo cuál no es lo mejor, eso incluye mucho químicos. Hay que desconfiar de las marcas baratas, pues el aceite de argán es caro; sí una marca cuesta poco en comparación con las buenas, es porque su porcentaje de aceite del aceite original es muy pequeño y te están engañando al comercializarlo como “aceite de argán”.

Hay que tener cuidado con las silicas o siliconas, pues ese es un ingrediente que da brillo temporal al pelo, pero en realidad no le ayuda en nada ni lo nutre.

Creo que este es uno de los productos en los que vale la pena comprar una marca cara, por eso recomiendo Moroccanoil o Josie Maran.

Me despido con el pelo oliedo a Moroccanoil.